jueves, 4 de septiembre de 2014

EL TRABAJO DE LOS MODERNOS EN LOGIA



El 7 de Febrero de 2014 el Hermano Víctor Guerra sacó en su blog Masonería Siglo XXI uno de los documentos más estimulantes que se han publicado últimamente, pero que al que creo que no se le prestó la atención que merecía. Se trata de una lista de Planchas, extraída de las Actas de la Logia, que fueron leídas en la Logia Old King's Arms nº 23 entre los años 1733 y 1740. Puede consultarse la totalidad del artículo, titulado Planchas Simbólicas versus Planchas Sociales en su blog Masonería Siglo XXI, www.victorguerra.net (clicar en la imagen para acceder directamente):



La lista detallada de las Planchas leídas en la Logia era la siguiente:

· 1733.08.06 “Discurso acerca de las pinturas de Rafael en Hampton Court”
· 1733.10.01 “Discurso sobre los movimientos musculares”
· 1733.12.03 “Discurso sobre la fuerza de los músculos”
· 1733.12.03 “Historia del autómata, con demostración”
· 1734.01.07 “Informe de un reloj de agua mencionado por Vitruvio e inventado por Ctesbius de Alejandría.”
· 1734.02.04 Dos discursos, uno por un cierto H. Smith, probablemente un visitante, con los requisitos para ser un arquitecto y otro por el H. Nathaniel Adams sobre “el desarrollo de la escritura”
· 1734.03.04 “H. Chovis, visitante, discurso sobre el cerebro humano y la circulación de la sangre a través del corazón, demostrado por disección “.
· 1734.06.03. “H. Adams, usando un microscopio muestra los especímenes que el ojo humano no puede distinguir- piel humana, ala de mariposa , piojo.”
· 1734.07.01“Informe del “ progreso de la lana desde el lomo de la oveja, hasta el consumidor”.
· 1734.09.02 “Discurso acerca del hierro y manufactura del acero”.
· 1734.10.07 “El H. Waring enseña moldes de yeso de figures humanas, plantas y flores y el H. Clare habla sobre arquitectura militar.”
· 1734.11.4 “Disertación sobre arquitectura civil”
· 1735.04.07 “Discurso sobre arquitectura en Gran Bretaña” 1735.08.04 “La excavación del mineral de hierro y el proceso que se sigue hasta que se convierte en un lingote de hierro.”
· 1735.10.06 “El H. Clare, de acuerdo a lo prometido en agosto último, entretiene a la sociedad con una pequeña disertación sobre magnetismo”
· 1735.10.20 “ El H. Clare entretiene a la Sociedad con la secuela de su discurso sobre magnetismo con lo cual esta confraternidad queda bien informada”.
· 1735.11.17
· “El H. Dr. Graeme entretiene a la sociedad con el inicio de una disertación sobre un muy curioso tema, el de la fermentación donde demuestra que todos los licores tóxicos solo se encuentran en el reino vegetal”.
· 1735.12.15 “El H. Dr Graeme nuevamente da una charla sobre fermentación.”
· 1737.02.07 “Discurso sobre la belleza de la verdad”.
· 1737.08.01 “El H. George Payne habla a la logia sobre métodos de construcción en la antigua Persia y el Resp. Maestro Clare habla sobre las propiedades de la materia.”
· 1737.0801“Los principios de la geometría en relación a la práctica de la masonería”
· 1737.09.05 “Disertación sobre la naturaleza de la amistad.”
· 1737.12.05 El H. Gascoyne, un visitante dio un discurso sobre la jovialidad y los motivos que conducen a ella. En el comentario del Secretario, “fue muy serio en sí mismo pero proporcionó una gran satisfacción a su auditorio”.
· 1737.03.06 El Venerable Maestro dio un discurso sobre la honestidad
· 1738.09.04 Un discurso sobre pintura
· 1739.03.05 Discurso acerca de la astronomía por el H. Robertson
· 1739.04.02 Un discurso sobre las virtudes sociales de la buena hermandad.
· 1740.01.07 Un discurso sobre la proporción y armonía de la arquitectura y masonería.


Obviamente había que tirar del hilo, de modo que anduve rebuscando por internet. ¿Sería este un caso aislado o habría alguno más? Pues bien, al menos hay otro caso más documentado: se trata de la Lodge of Friendship nº 6, también en Londres. Tanto la Logia Old King's Arms como la Friendship (Amistad) son citadas por Trevor Stewart en la Lectura Prestoniana de 2004. Tenemos la suerte de que Trevor Stewart subió a internet el Powerpoint (en inglés) que empleó para su Lectura, con lo que tenemos un resumen de los puntos principales. Puede verse el Powerpoint íntegro clicando en la imagen.





R.H. Trevor Stewart, Pasado Maestro
de la Logia de Investigación
Quatuor Coronati nº 2076.
Las Actas de la Logia Friendship nº 6 no aparecen en internet, pero Trevor Stewart explicaba en su Lectura Prestoniana que las actas de esta Logia durante el mismo periodo incluían, entre otros, los siguientes temas:

· Exhibición de cristales, seguida del uso de microscopios para examinarlos.

· Disección de un globo ocular.

· La metalurgia al servicio del hombre.

· Diversas lecturas sobre Astronomía.


A pesar de no poder consultarse las Actas de la Logia Friendship en internet, ni ningún listado de sus planchas, es lógico suponer que deben ser del mismo corte que las de la Logia Old King's Arms.




LA LOGIA OLD KING'S ARMS


Las Bases de la Francmasonería Moderna,
un libro de referencia para conocer los
inicios de la Gran Logia de Inglaterra.

Lamentablemente, han llegado hasta nosotros muy pocas actas que nos detallen la actividad de las Logias londinenses de principios del Siglo XVIII. Sin embargo, ese escaso material constata que era habitual para ciertos profesionales de las Logias, tales como arquitectos, médicos, abogados, artistas y otros, compartir su conocimiento impartiendo Lecturas.

El mejor ejemplo que nos ha llegado es precisamente el de la Logia Old King's Arms. Existe un primer remanente de Actas que cubre de 1733 a 1753, y en dichas Actas aparecen registradas 36 Lecturas en la década de 1733 a 1743, de las cuales pueden verse las principales en el listado anterior. En el libro The Foundations of Modern Freemasonry (Las Bases de la Francmasonería Moderna), de Ric Berman, se ofrece más información acerca de las Planchas citadas en la relación anterior. La primera Lectura, acerca de las pinturas de Rafael, fue pronunciada por Robert West, un conocido retratista londinense, y versó en concreto sobre ciertos errores que él apreciaba en los cartones de Rafael. Las dos charlas sobre la fermentación fueron dadas por William Graeme, un importante cirujano. Martin Clare, el autor de las dos Lecturas sobre magnetismo, era un matemático que regía un internado de prestigio. Este hugonote fue el más ferviente defensor de este tipo de Lecturas en Logia; aunque sin duda el nombre más conocido es el de George Payne, el expositor de la Lectura sobre métodos de construcción en la antigua Persia: George Payne salió de la reunión celebrada en 1717 en El Ganso y la Parrilla como Diputado Gran Maestro, y ocupó la Gran Maestría en 1718 y 1720. 

La Logia era de carácter sumamente elitista, y tras varios episodios en que se introdujeron balotas negras a miembros cuyo nivel intelectual fue considerado insuficiente, se creó un comité cuya labor sería proponer miembros a la altura de la Logia y con escasas posibilidades de ser rechazados. Aunque tres balotas negras descartarían al Candidato, en el caso de balotarse a un caballero sería precisa una asistencia a la votación del 50% de los miembros de la Logia, quorum que se elevaría a dos tercios en caso de balotarse a un menesteroso.
  
Es preciso tener en cuenta es que ni la Logia Old King's Arms nº 28 ni la Logia Friendship nº 6 son Logias normales dentro de la Gran Logia de Inglaterra (Modernos), sino que son Logias Rojas, es decir, dos de las 19 Logias de Expertos de las que el Gran Maestro extraía a los Grandes Expertos, que entonces suponían casi la totalidad de la Oficialidad existente. Se trata de logias con una consideración superior al resto.




En su libro The Foundations of Modern Freemasonry (Las Bases de la Francmasonería Moderna) Ric Berman nos relata el procedimiento de trabajo de la Logia Old King's Arms:

Tras la apertura de la Logia, se leía un extracto de los Estatutos o las Constituciones, tras lo cual se anunciaban a los nuevos miembros propuestos. La principal actividad de la tarde, una Lectura o una disertación menos formal, se vería seguida de la Iniciación de algún Aprendiz o Aprendices, o del examen masónico de un Oficial que así demostraría su dominio y conocimiento del ritual masónico. Tras copiosos brindis masónicos y numerosas canciones, se procedía a cerrar la Logia. Salvo que se tratase de una fecha festiva, la Tenida comenzaba tras la cena, hacia las 6 de la tarde, y se prolongaba hasta las 10 o las 11 de la noche.



No está de más recordar que en esta etapa de la Masonería las Tenidas se celebraban en torno a la mesa en la que se había cenado, realizando las Iniciaciones alrededor de la mesa o en una habitación adyacente.



Al buscar entre otras Logias que realizasen este mismo tipo de Lecturas nos encontramos que la Logia de Expertos,  según reza en algunas de sus actas 
...amenizó a sus visitantes con una diversidad de conocimientos, entre los que se incluían Filosofía Natural y disertaciones sobre las leyes y propiedades de la naturaleza.

Probablemente la Logia de las Luces nº 352, en Warrington, pudo haber albergado Lecturas, y seguramente también la Logia El Cisne y la Uvas, situada en la City londinense y liderada por el médico hebreo Meyer Schomberg, miembro de la Royal Society y elegido Gran Experto en 1734. El libro de Ric Berman cita un comentario de una Logia en York, sin mencionar exactamente de dónde está extraído, que reza que
...en la mayoría de las Logias de Londres, así como de otras partes de este Reino, se pronuncia una lectura sobre algún tema de Geometría o Arquitectura en cada Tenida.

Comentario que, aunque Ric Berman lo considera exagerado, si es toda una declaración de intenciones.







Sir Isaac Newton, Presidente de la
Royal Society desde 1703 a 1727.
No es posible ofrecer una imagen de la mentalidad que impera en la Gran Logia fundada en El Ganso y la Parrilla en 1717 sin tener en cuenta el espíritu de la Ilustración inglesa y el desarrollo de una institución tan fundamental como la Real Sociedad de Londres para el Avance de la Ciencia Natural (The Royal Society of London for Improving Natural Knowledge), o dicho de forma abreviada, The Royal Society. Del mismo modo que es preciso entender la naturaleza de latitudinarismo anglicano y el deísmo, que promovía el conocimiento de Dios a través del estudio de la Naturaleza, a la que consideraba su libro revelado.

En 1723, de los 200 miembros de la Royal Society, 40 eran Masones. En 1727 lo eran 47, y en 1730 había 97 Masones que eran también fellows de la Sociedad. Este documento ofrece el listado completo de Masones que eran igualmente miembros de la Royal Society. Puede apreciarse que apenas tres Masones Antiguos formaron parte de ella, uno de los cuales fue el 4º Duque de Atholl, quien fue simultáneamente Gran Maestro de los Antiguos y de la Gran Logia de Escocia. Obviamente los Antiguos se nutrían de una membresía de nivel cultural inferior a los Modernos (para abrir el documento clicar en la imagen).





La nueva Gran Logia de Londres y Westminster se impregnó del espíritu ilustrado que reinaba en Londres, el cual fomentaba la discusión científica y filosófica. Anderson promovía la entrada en las Logias Modernas de miembros de elevado nivel académico, y el matemático Marin Clare hacía énfasis en el papel de las Logias como centros de debate. Del mismo modo, como puede verse en este cuadro, fueron numerosos los Grandes Maestros de la Gran Logia de Inglaterra que ingresaron en la Royal Society:


Listado de Grandes Maestros de la Gran Logia de Inglaterra que fueron miembros de la Royal Society. "GM" significa "Grand Master". "FRS" significa "Fellow of the Royal Society" (miembro de la Real Sociedad).









A partir de 1740 la documentación disponible baja drásticamente, y por ello Trevor Stewart se encuentra un hiato de más de treinta años. Tras este período el panorama masónico inglés había sufrido algunos cambios, y la forma de trabajar en Logia también. 

El primer elemento que alteraría el esquema masónico inglés sería la fundación, en 1751, de la Antigua y Honorable Fraternidad de Masones Libres y Aceptados, o dicho de otro modo, la Gran Logia de los Antiguos. Además, los ingleses Antiguos habían apuntalado su posición en 1762 al obtener el reconocimiento formal de la Gran Logia de Irlanda, en lo que sería el primer acuerdo de reconocimiento entre Grandes Logias.


Sir John Murray, 3er Duque de Atholl,
con su hijo John, futuro 4º Duque de Atholl.
Sir John Murray se convirtió en 1773 en
Gran Maestro de la Gran Logia de Escocia
y Gran Maestro de la Gran Logia de los
Antiguos en Inglaterra.
Por otra parte los Modernos habían instaurado en 1763 el Arco Real en su Obediencia, en lo que fue un reconocimiento a un modelo de Masonería que ya se perfilaba como hegemónico; e igualmente en 1769 Thomas Dunckerley avanzó a La Marca a los primeros Hermanos avanzados en suelo inglés, creando también otros grados de índole templaria y noaquita a los que el rechazo Moderno ante este tipo de Masonería impidió fructificar.

En 1771 los Antiguos ingleses elegirían como Gran Maestro al noble escocés Sir John Murray, jefe del Clan Murray y 3er Duque de Atholl, el cual dos años después, en Noviembre de 1773, sería nombrado también Gran Maestro de la Gran Logia de Escocia, con lo que se convertía en Gran Maestro tanto al norte como al sur del muro de Adriano. Todas estas circunstancias supondrían el punto de inflexión que marcaría el inicio del declive de la Masonería Moderna en el Reino Unido.


EL SISTEMA DE INSTRUCCIÓN MASÓNICA DE WILLIAM PRESTON


Aunque William Preston no había asistido a la Universidad en su Edimburgo natal, sí había cursado el Bachillerato en el prestigioso Royal High School, fundado en 1128 y que sigue funcionando en la actualidad.

El Royal High School en Infirmary Street, Edimburgo, el centro donde cursó su Bachillerato William Preston.

William Preston
(1742- 1818)
Dos años después de que Preston llegase a Londres para trabajar como impresor, un grupo de Masones de Edimburgo residentes en Londres, decidieron montar una Logia en la Taberna del Ciervo Blanco. La Logia fue consagrada el 20 de Abril de 1763. William Preston, que deseaba ingresar en Masonería, fue iniciado en la Logia de sus paisanos (probablemente fue el segundo iniciado, el mismo día de la consagración).

Pero Preston se encontró con una situación que no había previsto. Los Masones de Edimburgo había solicitado Carta Patente a la Gran Logia de Escocia, pero estos les había respondido que no podían emitir una Carta Patente para Londres, dado que en Inglaterra existía una autoridad masónica reconocida por ellos, la Antigua y Honorable Fraternidad de Masones Libres y Aceptados, es decir, los Antiguos. De modo que la Logia del Ciervo Blanco fue consagrada bajo patente Antigua. Esto supuso que Preston, que había ingresado en Masonería deseando integrarse en un círculo ilustrado, se encontró con que su Logia no se relacionaba de facto más que con otras Logias formadas mayoritariamente por proletariado irlandés y e ingleses de clase baja o media-baja, lo que distaba mucho de colmar sus expectativas. Por ello promovió el que la Logia del Ciervo Blanco abandonase a los Antiguos para integrarse con los Modernos. El 15 de Noviembre de 1764, la Logia Ciervo Blanco nº 111 de los Antiguos se convirtió en la Logia Caledonia nº 325 de los Modernos (lo que ha dejado para la historia una serie de cartas entre la Logia Caledonia y la Gran Logia de los Antiguos con comentarios verdaderamente ásperos). Curiosamente, fue precisamente esta Logia el principal motor del Gran Capítulo de la Masonería del Arco Real de los Modernos.

Taberna El Ciervo Blanco en la actualidad.
Pero incluso tras comenzar a moverse en el círculo de las Logias Modernas, Preston se percató de que el nivel de formación, al menos en lo estrictamente masónico, era deplorable, de modo que se propuso remediar esto.

Durante casi una década, Preston se entregó a la investigación masónica. Mantuvo correspondencia con Masones tanto de Gran Bretaña como de Ultramar, y acumuló una notable cantidad de información que empleó para configurar su modelo de Lecturas, que sería el que se emplearía posteriormente tanto en Masonería Moderna como en la Antigua. Aparte de su correspondencia, Preston se convirtió en Asistente Gran Secretario en 1769, así como en Impresor de la Gran Logia, lo que le facilitó considerablemente la obtención de material de investigación.

Joya concedida a los Lectores de
las Lecturas Prestonianas
patrocinadas anualmente por la
Gran Logia Unida de Inglaterra.

Preston estaba decidido a cambiar el sistema de formación en el seno de la Masonería, de modo que comenzó ensayando la presentación de su proyecto ante amigos suyos para finalmente, el 21 de Mayo de 1772, llevar a cabo una presentación a gran escala en la Taberna de la Corona y el Ancla ante Grandes Oficiales y otras prominentes figuras masónicas londinenses, cuyo coste nada desdeñable cubrió él de su propio bolsillo.




Taberna de la Corona y el Ancla, reconstruida
tras el incendio que la destruyó en 1854.

Este sistema consistiría en que una serie de planchas redactadas por reputados Maestros Lectores serían memorizadas y declamadas en Logia (en el caso de los Modernos, por el Experto de la Logia). Dado que el nivel de instrucción masónica era notablemente bajo, la declamación de estos textos en Logia permitiría instruir a los Hermanos. Obviamente había pocas personas con formación suficiente para redactar este tipo de Lecturas, de modo que estos prestigiosos estudiosos las elaborarían, tras lo cual serían impresas y recitadas de manera ritual en Logia. Las Lecturas serían divididas en tres grupos, según correspondiesen al Grado de Aprendiz, de Compañero o de Maestro, y versarían sobre la historia de la Masonería, sobre su simbolismo, y su contenido moral.


Aunque hubo cierta oposición inicial a este sistema, sus indudables ventajas prácticas supusieron que el mismo año se publicase la recopilación de Lecturas redactada por Preston, Illustrations of Masonry, que contó con otras doce ediciones en vida del autor. En 1774 organizó unos ciclos de Lecturas pronunciadas por él mismo en la Taberna de la Mitra. El ciclo constaba de tres Grados, con doce Lecturas por Grado. La asistencia a cada ciclo de doce lecturas costaba una guinea (el equivalente al poder adquisitivo actual de 100 euros, aproximadamente).

Las planchas de Preston ocuparon un lugar de referencia durante el último cuarto del Siglo XVIII, aunque en 1797, otro erudito estadounidense de 26 años, Thomas Smith Webb (considerado como el padre del Rito de York actual), las reconfiguró en su Manual del Masón o Ilustraciones de Francmasonería. En 1802 se publicaría también el Tratado Masónico con Elucidación de las Bellezas Religiosas y Morales de la Francmasonería, por William Finch.










LAS LECTURAS EN LA UNIÓN MASÓNICA DE 1813



Artículos de la Unión entre
Antiguos y Modernos en 1813.
A pesar de que contamos con una precisa documentación acerca de los temas que se trataron en las reuniones entre Antiguos y Modernos destinadas a la fusión de 1813, el asunto de las Lecturas o Planchas no aparece en dichas actas. Si bien las Lecturas fueron incorporadas por Webb de manera sistemática al Rito de York en Estados Unidos (lo que redundó en que actualmente sea en las Logias USA donde más información masónica se muestra por sistema), ni en Escocia, ni en Irlanda, ni entre los Antiguos las Lecturas eran algo habitual. Hemos de tener también en cuenta también que se trataba de una membresía con un nivel cultural por lo general muy inferior.

Además, cuando se elaboró el Ritual de Emulación (de Reconciliación, como le denominaban ellos), los Antiguos sentían una profunda desconfianza respecto a los Modernos, y su intención era dejar a la posteridad un ritual lo más ritualizado posible, valga la redundancia. Las Lecturas no dejan de ser piezas fácilmente intercambiables y modificables dentro del ritual masónico, y los Antiguos intuían que incluirlas en el modelo de trabajo en Logia era dejar abierta una Caja de Pandora, de modo que el Ritual de Emulación liquidó de facto el sistema de Lecturas, primando la parte ritual, mucho más intocable.


Se incluyeron en el nuevo ritual unos textos a los que nominalmente se referían como Lecturas, y que todavía se siguen denominando así, pero que en realidad eran partes inamovibles del ritual (pensemos por ejemplo en la Explicación del Tablero de Segundo Grado, del Pase a Compañero, o la Exhortación tras la Iniciación). El Ritual de Emulación primaba de manera prioritaria el ritual en detrimento de las Lecturas. Si lo que los Antiguos deseaban era dejarlo todo atado y bien atado, es obligado reconocer que lo lograron sobradamente, pues el ritual de Emulación apenas ha sufrido variaciones a lo largo de 200 años. Con excepción de ciertas alusiones sangrientas eliminadas de las Penas, o algunas inversiones de palabras, el ritual de Emulación que se trabaja hoy es prácticamente idéntico al aprobado en 1813.







2 comentarios:

  1. Siempre muy instructivos los trabajos aquí presentados. Mi comentario es que los sistemas rituales tienen sus propios lenguajes, los que les proporcionan identidad distintiva. La noción de "plancha", por ejemplo, es muy del sistema ritual francés y escocés; en los sistemas rituales anglosajones, como el Emulation Working (que no es "rito", sino solo un ritual) o el Antiguo Gremio americano, no esta en uso. Tampoco la palabra tenida, pues la reunión se denomina "Comunicación", y así por el estilo. El uso de los tres puntos no se conoce, tampoco la palabra "oriente", para designar la ciudad donde una Logia se halla establecida.
    Un saludo fraternal desde México.

    ResponderEliminar